jueves , abril 26 2018
Inicio / Moda & Belleza / Remedio eficaz y natural para tratar talones duros y agrietados
Talones Agrietados

Remedio eficaz y natural para tratar talones duros y agrietados

Algunas condiciones de salud pueden provocar los talones agrietados, sin embargo la más común es usar calzado abiertos como sandalias o pantuflas o caminar con los pies descalzos, ya que hace que la piel de los talones se reseque y cada vez que corres o caminas la piel reseca se agrieta por el peso del cuerpo.

Para empezar a corregir esto, lo primero es usar zapatos cerrados y aplicar un tratamiento hidratante todos los días, utilizar una piedra pómez y exfoliar las callosidades o excesos de piel reseca.

A continuación sigue el siguiente consejo para mantener suaves y bonitos los pies:

1. Piedra pómez y baño de pies

En la noche, coloca los pies en agua caliente durante durante 15 a 20 minutos. Luego elimina las piel reseca de los talones y planta del pie con una piedra pómez, teniendo cuidado de no maltratar las zonas agrietadas. Poco a poco se irán desprendiendo las células de piel muerta, revelando una piel más suave. Después enjuágate los pies y los secas, aplica una crema humectante y ponerse calcetines de algodón.

Deberás hacer este mismo proceso todos los días hasta alcanzar el resultado deseado y una vez llegado a ese punto aplicar siempre por las noches una crema humectante. En general debes usar siempre zapatos cerrados para evitar la resequedad y el polvo en tus pies.

2. Exfoliante de limón para suavizar la piel dura

Toma en cuenta que este exfoliante es sólo si no tienes agrietada la piel, ya que si te lo pones, al tener la piel abierta te arderá mucho.

Este exfoliante se utiliza para eliminar la piel muerta de los talones que hace que el pie se sienta rugoso y áspero.

Revuelve bien media taza de azúcar con un cuarto de taza de jugo de limón. Para aplicartelo, humedece los pies y masajea el área de piel áspera y reseca con el exfoliante en movimientos circulares. Se lava con agua. Se repite todos los días hasta que la piel se renueve y quede suave.

3. Baño de pies de miel de abeja

Remoja los pies en agua tibia con miel de abeja por media hora. Posteriormente raspar la piel dura y rugosa con una piedra pómez. Enjuagar y aplicar crema hidratante.

4. Pasta de papaya para pieles agrietadas y duras

Si tu caso es tener los talones agrietados, tritura un pedazo de papaya y colocarlo en las partes endurecidas y agrietadas del pie. La papaya es un exfoliante natural y además sirve para sanar la piel y renovarla. La papaya te ayudará a reparar los tejidos de la piel abierta.

5. Crema hidratante natural exitosa

Utiliza la manteca de cacao o karité, ya que ambas son un excelente hidratante y se pueden usar para suavizar la piel de los talones. En las mañanas y noches te puedes poner una cantidad generosa de manteca de cacao o karité en las suelas de los pies. Con cualquiera de estas dos mantecas no necesitas otro tipo de crema hidratante comercial.

Sigue estos tips y obtendrás unos hermosos pies.